Entradas

Mostrando entradas de 2012

Toda una vida.

Imagen
Cuando niño, mi madre aquí presente, solía acomodar mis hirsutos cabellos, diciendo que era necesario causar siempre una buena impresión. Su tiempo, sabiamente lo compartía con cada uno de sus hijos, que a modo de costumbre heredada de su padre, nos sacaba a la calle en fila india en algunos casos y en otros de dos en dos, cogidos de la mano. La gente que nos veía pasar, creía que eras maestra de escuela y preguntaba: ¿a dónde va de excursión el colegio?
Éramos siete niños con costumbres parecidas pero nunca iguales, cada uno tenía personalidad propia y nos esmerábamos en demostrar esa peculiaridad. Mi madre con paciencia propia de su juventud, en algunos casos, o ayudada de un buen chicote, nos entendía y a cada uno nos daba lo que ella creía era más conveniente para nosotros. Mi hermana mayor era la que más frecuentemente hacia uso de las dos cosas.
Quiero con el permiso de ustedes, rendir homenaje al ser que me dio la vida y me enseñó la forma amarla también. Rendir homenaje a través…